Se entenderá por acreditación el proceso periódico de evaluación respecto del cumplimiento del estándar mínimo que deberán cumplir los prestadores institucionales de salud, tales como hospitales, clínicas, consultorios y centros médicos, con el objetivo de garantizar que las prestaciones alcancen la calidad requerida para la seguridad de los usuarios.

Algunos estándares mínimos de acreditación son:

  • Se fijarán de acuerdo al tipo de prestador institucional y a los niveles de complejidad de las prestaciones.
  • Serán iguales para el sector público y el privado.
  • Se fijarán estándares respecto de condiciones sanitarias, seguridad de instalaciones y equipos, aplicación de técnicas y tecnologías, cumplimiento de protocolos de atención, competencias de los recursos humanos, y en toda otra materia que incida en la seguridad de las prestaciones.